martes, 22 de diciembre de 2015

Nube de Aregorata con la becada viajera.

Nube de Aregorata (Attila (Artu) de Iñaki Sagasti x Traviata (Juan Ruiz)


     Hoy toca hablar de Nube de Aregorata. Ya había puesto algunas becadas y en la escena está con otra que resultó ser muy juguetona. Según estoy escribiendo me estoy riendo. Claro que a su propietario José Torres, amigo y compañero de caza no le hace tanta gracia mis risas. Pepe, tenía ganas de matarle una y que la mordiera. La verdad que se merecía haber mordido esta becada por lo bien que lo hizo. Nube es una perra incansable. Hace kilómetros y kilómetros sin dar signos de cansancio. Veamos, veamos cual es el desenlace.

     Esta maravillosa becada, bloqueada por Nube y respeta su madre Traviata y que poco a poco irían llegando el resto de los perros, buscó el lugar adecuado por donde librarse. Un tiro lejano sin opciones. Salió sin sobrepasar la altura de los pinos para no ser vista. Una vez superada la distancia considerada por ella de peligro, se elevó, pero el tiro no cumplió su cometido. Dudamos si puede llevar algún perdigón. Pronto lo veremos.

     Iniciamos la búsqueda y la localizamos. En la siguiente escena, Roberto Martínez Calavia. hijo de Juan José Martínez Gil " El gran cazador " Estuve conviviendo con Juan José y Nati Calavia  en Lasarte (Guipúzcoa) y entonces sus hijos eran unos niños. Nati, Mercedes, Susana y Roberto que en esos momentos tenía 3 años. Para mi son mi otra Familia. Montó y entrenó caballos de carreras de varias yeguadas y recorrió los distintos hipódromos nacionales e internacionales, pero la pasión por la caza, hizo que poco a poco olvidara los caballos, para centrarse en los buenos perros y la caza. Hoy nos acompaña a nosotros y con el la siguiente escena.

    
Roberto Martínez Calavia se dispone a asistir a Traviata.


     Traviata y Roco II  localizan la becada viajera y poco a poco irán llegando el resto de los perros.

      En la escena siguiente, Roberto Martínez, Moro de Aregorata (Collar Amarillo) después Roco II y al fondo Traviata. La becada viajera se verá después muy tranquila a pesar de estar cercada por todos los lados.


     José Torres Delgado indicando el lugar donde está la becada. Nerón de Aregorata respetando al resto de los perros que no se ven. Está ahí, está ahí dice Pepe. Echale una foto.



     Me dispongo a fotografíar la siguiente escena donde se encuentra la preciosa becada, Roco II y Moro de Aregorata que apenas se ve. Haced doble clic en cada una de las imágenes para verlas en grande y poder apreciar tanto la becada como los perros.




     Con todos los perros puestos y respetando, pensábamos que iría herida. La estamos viendo, pero ella mientras tanto nos está estudiando para salir en el momento más oportuno para ella. Así fue. Me flexiono y a cámara en mano, disparo la foto anterior. Pepe que está detrás de mi y que al levantarme, sale la becada. Al estar yo adelante desiste de tirar. Roberto entra en acción, dispara y la becada hace un amago de caer, Roberto piensa que cae, pero también comprueba que no, que vuela y se marcha. Dispara un segundo ya lejos y nuestra preciosa becada nos deja con dos palmos de narices. Ja, ja. bueno, yo me río, pero y Pepe? Pepe está maldiciendo a la cámara y al fotógrafo, ja, ja. que risas. La seguimos con la vista y para mi que lleva algún perdigón. Pepe también cree lo mismo ya que según él se llega a chocar con alguna rama en su huída. La buscamos durante mucho tiempo, pero por donde la vimos más o menos pararse, nada de nada.

     Debido al gran tiempo que estuvimos buscándola y no dar con ella, abrimos el campo de búsqueda y por fín se localiza.

En la escena siguiente, Roberto Martínez con Traviata. Muestra sobre la becada.
     
     Creeemos que es la misma becada y nos quedamos un tanto sorprendidos. Pero poco después localizamos otra que nos hace dudar. Será o no será la misma? Hoy no lo sabremos.

     En la siguiente escena Nerón de Aregorata a patrón. Resto de perros en muestra.




Roberto dispuesto a asistir a Roco II y Traviata, ambos a muestra sobre becada.
   

     Para terminar, hay que quedarse con lo positivo del lance. Una becada que se marcha, más posibilidades que nos ofrece. Los setter desean más que cobrar, localizar. Y dicho esto, Pepillo, la próxima vez, se nos marchará otra vez. Ja, Ja. Bonita jornada. Varios perros, buenos amigos y pocas becadas.
      

miércoles, 9 de diciembre de 2015

Moro de Aregorata con sus primeras becadas.

                                   Moro de Aregorata a muestra con su primera becada. 

Me produce una gran alegría que un perro en el que tienes depositada toda la confianza localice solo su primera becada. Después vendrán otras, pero la primera tiene algo de especial. Es la que marcará otra etapa en su vida. Tenemos un año muy pobre en becada y ante esta situación, no cabe otra que trabajar más para que tengan los perros jóvenes alguna experiencia.

Cuánto trabajo hay detrás a este momento. Me acuerdo de esas personas que pretender tener ejemplares grandes sin apenas esfuerzo. Qué suerte la de ellos. A mi no me pasa eso y todo que he conseguido a lo largo de mi vida me ha costado gran trabajo.


Moro de Aregorata tumbado, Su madre Traviata y su hermano Pecas de Aregorata en escena de becada.

Llega el momento de la verdad. De valorar todas las virtudes y su dimensión. En una palabra, elección del gran perro becadero. Se solucionó el problema de los corzos y ahora qué?. Vinieron las cojeras. Son perros con una gran pasión por cazar y no ceden mientras estén en el monte. Cazamos con Nube, Pecas, Moro y Nerón de Aregorata entre los jóvenes, además de Traviata y Roco de Aregorata de adultos. Trabajaron durante 7 horas sin dar muestras de bajada de rendimiento, pero a última hora parecía que cojeaban. A los dos días, se quedaron en casa Moro y Nerón y salió Duque de Aregorata.

El rendimiento también excelente. A los 4 días volvieron a salir y después de trabajar 3 ó 4 horas, me encuentro con los 3 perros con signos de cojera. Me preocupó y decido ir al veterinario. Los resultados del análisis son satisfactorios e indican que gozan de excelente salud y todo es fruto de escasa preparación física, para esfuerzos prolongados como son los de la caza de la becada.

Con el resultado en la mano, decido dar descanso más prolongado, 10 días. Han vuelto al trabajo y llevan 3 días con esfuerzos controlados. Una media de 5 horas y no hay signo de cojera. No obstante, el tema no lo tengo olvidado y deseo ser prudente y estar vigilante ante el menor síntoma.

Nuestras conclusiones por estos síntomas de cojera son: Los perros adultos que habían tenido la misma preparación física que los jóvenes Moro,Nerón, no presentaron signos de cojear, Duque que había estado fuera de mi control durante 3 meses, presentó signos de cojera antes que los anteriores.

Los perros de mi amigo José Torres, Nube y Pecas de Aregorata, hermanos de camada de los míos, tampoco. Estos habían estado saliendo a cazar durante todo el tiempo que ha durando la media veda.

Ante todo lo anterior, nos atrevemos a decir que se trata efectivamente a escasa preparación física en los jóvenes que no están tan formados como los adultos.


Traviata en Muestra sobre becada. Madre de Moro de Aregorata que muestra también. 

Esta escena se da dos días antes a las anteriores. La diferencia entre una y otra es que en esta, localiza primero Traviata y Moro llega después contactando inmediatamente. En las fotos anteriores es al contrario. Localiza primero Moro. Ahora toca limar más conductas. Me sucede que debido a la gran iniciativa, pasión e independencia, el primer momento de salida, no existe arraigado en Moro la idea de colaboración con la escopeta y hay grandes tiempos sin saber dónde está. Cuando por fin trabaja en el grupo, todo funciona mejor, pero debo inculcar o educar que debe emplear todos sus recursos a trabajar en equipo.

Esta es mi tarea y mi objetivo. Así que a trabajar.


Moro de Aregorata a muestra en escena de su primera becada.

jueves, 12 de noviembre de 2015

Moro de Aregorata, entre corzos y perdices.


Moro de Aregorata en muestra sobre perdiz.

El día 25 de Octubre de 2015 se abre la caza menor en general. En las últimas salidas al campo con los perros jóvenes, me vengo a casa con la preocupación de que los cuatro perros se van con los corzos. La nueva temporada de caza está a la vuelta de la esquina y no estoy dispuesto a entrar en el monte para buscar la becada y que los perros estén con los corzos. Hay que trabajar para quitar esta conducta. He realizado correcciones verbales, pero sin éxito. El collar educativo que tengo no me funciona bien y cuando más lo necesito, me falla. En estos momentos me acuerdo de mi amigo José Angel García Marcos de Villasana de Mena, que en una de las Galas Becaderas de Amurrio me habló sobre las bondades del collar educativo y las múltiples aplicaciones con resultado positivo. Le pregunto sobre qué collar me aconseja y le hago caso comprando el Dogtra 4500 para cuatro perros. 

Moro de Aregorata. En muestra sobre perdiz.


Me encuentro en la semana del 12 al 18. Tengo máximo 10 días para educar a cuatro perros jóvenes, así que cada día saco 2 perros y voy en busca de los corzos. En esta semana de trabajo intenso, considero que voy por buen camino y que el objetivo está a punto de cumplirse, pero no con toda seguridad. El día 20 le toca salir de nuevo a Pirata y a Moro. Ambos hacen recorridos muy largos, pero ambos están a mi vista. No habrían transcurrido 5 minutos cuando Moro de Aregorata corona una montaña y ya no lo veo. Se pasan los minutos y Moro que no viene. Ya pienso que estará con los corzos, pero sin verlo no puedo corregirle. Me aguanto y decido coronar la montaña para ir en su busca. Cuando lo hago, veo a Moro de muestra. 3 corzos le pasan por debajo de él a unos 80 metros que no les hace caso y que sigue mostrando en dirección opuesta a los corzos. Entonces aparece Pirata que corona más arriba y levanta una perdiz y que era a lo que estaba mostrando Moro. Grande Moro, grande. 

Moro de Aregorata. En muestra sobre perdiz.


Que un perro joven esté fuera de tu vista tanto tiempo, permanezca a muestra a perdiz y que para más mérito, le pasen los corzos a su lado y que los ignore, me hace decir, que estoy muy contento con su evolución para ser uno de los grandes perros.


Moro de Aregorata. En muestra sobre perdiz.

Las prestaciones del collar dogtra 4500 son excelentes y con el se consiguen resultados positivos y muy fiables. Gracias José por tu recomendación.


Moro de Aregorata. En muestra sobre perdiz.

domingo, 10 de mayo de 2015

Moro de Aregorata. El setter que imaginaba.


Moro de Aregorata.Fecha Nacimiento: 24/05/2014 (Traviata (de Juan Ruiz)  x Attila(Artu)de Iñaki Sagasti). En muestra sobre perdiz con 10 meses.


La camada con 32 días. Moro y Cira siempre observando, vigilantes siempre y captando todo lo que sucedía dentro y fuera del cubil. Cuando haces una camada con ilusión, son muchas las horas que dedicas hasta la elección. En su primera etapa (cachorros) ya te fijas en esos detalles que les diferencian del conjunto. Salen los primeros, se fijan en todo, no pierden la mirada a todo cuanto se mueve en el exterior y lo anotas cada día y te das cuenta que todos estos detalles suceden casi todos los días con los mismos perros. Uno de estos perros era Moro. Ha salido una camada muy, muy homogénea y me gustan todos, pero siempre me ha ido muy bien con esas primeras observaciones y considerando que a todos no vamos a poder cazar, uno de los elegidos será Moro de Aregorata.


Moro de Aregorata, guiando las perdices.10 Meses.

Moro junto con sus hermanos han estado cazando la becada toda la temporada. En varias ocasiones le decía a mi amigo y compañero de caza Pepe, que Moro me estaba decepcionando. Con su comportamiento en las jornadas de caza, me hacía pensar que tenía menos pasión que sus hermanos y mis pensamientos sobre él desde que era cachorro, eran muy distintos. Pensaba que era uno de los perros más listos de la camada. Tenía buena morfología, estaba muy bien pintado, pero era uno de los perros a descartar. Estábamos ante un cachorro, si,  pero teníamos como referencia a otros 6 hermanos de camada que recorrían el monte como si fueran adultos. Moro se volvía antes, necesitaba más contacto y nos presentaba muchas dudas.


Moro mostrando tumbado a las perdices.9 meses.

Hoy esas dudas han desaparecido. La pasión se ha multiplicado y los recorridos que hace son propios de un gran perro que localiza la caza con rapidez y precisión. Posee equilibrio en todo lo que hace y aprende con prontitud. Buena nariz y excelente estilo. Ese cachorrillo que veíamos en la perrera, expectante, pendiente de todo lo externo, estaba comportándose con prudencia en sus recorridos. No tenía la suficiente confianza como para irse como sus hermanos y nos estaba decepcionando. Una vez más, yo estaba equivocado. Me alegro por ello. Estaba siendo diferente porque su cabeza le funcionaba de manera diferente. 

Moro sobre perdices. 10 meses.

Es curioso, pero nada raro. En estos dos meses han salido tres hembras, Traviata, su madre. Yuma de Aregorata y Kandy de Aregorata. Con varios machos para elegir, pero de manera obsesionada, Kandy primero y Yuma después han deseado a Moro. Solo Traviata por ser su madre a deseado a Roco II. y Roco II estaba en la misma jaula de Yuma, pero no se quisieron.Son hermanos de camada. Traviata conoce muy bien a su compañero de caza, Roco II. Ambos llevan cazando la becada 2 años juntos. Detalles muy interesantes del mundo de los perros y que nunca deberíamos olvidar. Ellos mejor que nosotros saben con quien deben aparearse.

Moro controlando con prudencia la perdiz. 10 Meses.

Después de tanto trabajo, tanto gasto y tantos desvelos, a veces sin esperarlo, como es el caso de Moro, aparecen unos resultados que te ayudan a seguir con ilusión en la tarea de seleccionar grandes ejemplares.

Moro de Aregorata. 10 meses. Las perdices están cerca.

domingo, 8 de marzo de 2015

XI Gala de Becaderos Amurrio 2015


Ayer Amurrio se vistió de gala por undécima vez. La Gala de Becaderos que combina experiencia, conocimientos, aficiones y amistad. Cada año observamos varias novedades. Nuevos conductores de perros, nuevos ponentes y también algo muy bonito. Padres con hijos y varios matrimonios o parejas. 












Tomábamos el primer café en el Bar Mirandés. Carlos Urretxo nos muestra el Cartel que anuncia las distintas actividades que disfrutaríamos a lo largo del día. 

09:30 Exhibición de Perros de Muestra a cargo de:
          Paco Ocio, como cazador.
          Javier Oñaederra, como cazador y adiestrador.
          Jesús Santos, también como cazador.

Gran expectación, para ver un poco de todo. Y visto desde el positivismo, considerando lo artificial del campo de exhibición,  los perros estuvieron correctos. Algunos más que otros. Me gustó la buena toma de contacto de uno de los setter. Buena naríz. También los epaniel. El primero que salió, hizo todo bastante bien, al llegar al pájaro, se pasó y llegaron las dudas. Pronto solucionó el problema. Carencias en algunas de las conducciones y escasa educación en el cobro y su entrega a la orden. En mi opinión y por lo que pude presenciar concrétamente con el pointer, pone en duda el manejo que hay sobre el perro. En su turno, vi un perro encorsetado, oprimido, apenas estilo. Al escapar el faisán, el conductor no pudo parar al pointer y actúo con libertad. A partir de ahí y en tan solo unos segundos, empecé a ver un pointer distinto. Me gustó a partir de ahí. Un buen manejo es aquel que permite ver a un perro con alegría, movimiento y estilo como si estuviera libre. Son muchas las veces que veo perros temerosos. Temen cometer un error.  Los pájaros hicieron lo que pudieron. El hábitat de ocultarlos es malo, precioso para nosotros los espectadores. Cuando tenían que volar, no estaban en condiciones de hacerlo y alguno nos hizo disfrutar con sus peones e incluso juego de ¿a que no me pillas? Todos vamos con deseos de que todos disfrutemos y los faisanes no deseaban ser menos.








12:00 Cnarlas sobre las peculiaridades del Mundo de la Caza en el Teatro Amurrio.
Ponentes:
          José Miguel Flores, como criador
          Javier Zorriqueta, como veterano cazador de becadas
          Eugenio Oruña, como responsable de Marketing y Comunicaciones de Trust
          Ritxar Ugarte, como premiado en la X gala de becaderos de Amurrio con un viaje a Estonia



Interviene primero Eugenio Oruña con algunos conceptos sobre cartuchería como Fieltros, gramaje, etc. y también la prioridad de su empresa. Esta prioridad está basada en un esmerado control en banco de pruebas y en la cuidadosa selección de los distintos elementos que forman un cartucho.
Se proyectó un breve vídeo de Caza de la Becada y donde el campeón Arkaitz Egaña, hizo uso de los cartuchos de la marca Trust con resultado óptimo.
Resaltó las bondades del taco de fieltro como el más fiel en respetar las características de los choques usados en la escopeta.


Javier Zorriqueta veterano cazador. A su edad de 77 años, puede hablar de la caza de la becada como lo desee. Podría hablar todo el tiempo que deseemos, pero hoy, nos gusta saber que antes, se desplazaba con sus perros en tren desde Zarátamo hasta Amurrio. Que había mucha caza y pocos cazadores. Hoy los términos están invertidos. Muchos más cazadores y mucha menos caza. Siempre ha tenido 3 ó 4 perros escalonados. Antes cazaban sin beeper, solo con cencerro. Y para terminar hace mención a esos perros de los que todos nos acordamos, con una anécdota y que yo también he vivido con mi perro Verdi de Aregorata. Dice Javier de haber tenido ese perro que falta desde hace mucho tiempo y no sabiendo donde está aparecía en él, daba 3 ó 4 vueltas alrededor de él y después le llevaba a donde estaba la sorda. Estoo hay que vivirlo porque sino muchos no se lo creen.



José Miguel Flores. Como criador nos dice que ha tenido varias experiencias. Algunas no positivas y que gracias a esas, han llegado mejores  resultados. En la crianza no existe la varita mágica que te de los resultados que buscas según piensas. Se dirige a nosotros indicando que debemos prestar atención a la hora de Elección del Cachorro. Si le vamos a poder dedicar el suficiente tiempo que requiere para que crezca con una proyección de futuro, como socialización, ponerlo con caza, contacto con el bosque y por supuesto, ser buenos observadores. Si no contacta con caza, saber si es por él o por otros factores. En los 2 primeros años de edad se forja casi todo lo que será nuestro perro en el futuro. Según su experiencia el buen perro de becadas es aquel que tiene un buen contacto con el cazador, que cada cierto tiempo biene a "saludarnos" Acción continua, constancia. Considerando que al monte deseamos ir a disfrutar, un perro debe saber qué queremos de él y estar a nuestro servicio. No desea ese perro muy buscador que va a su aire, pero que no está para servirnos. Casi todos sabemos las querencias de las becadas, conocemos el monte y deseamos ir a esos lugares y que nuestro perro nos acompañe. Debe indicar siempre el lugar donde se encuentra la caza. Hay perros que muestran donde no está la caza y si se prodigan iremos con dudas a la asistencia o en alguna ocasión no iremos.Crianza. Aprende cada día. Es una tarea muy compleja. Fijarse en el buen reproductor y que la base de la cría está en las hembras. Criar con esa hembra que de joven hemos visto más características innatas sin tener en cuenta el manejo o los factores externos. Le gusta el campano y dice ser maravilloso interpretar los sonidos, siendo lo más el escucharlo cuando en una búsqueda veloz, nuestro perro siente la becada y para no ser visto, se desplaza de forma felina arrastando ese cencerro por el suelo. Dice que en los últimos 25 años los setter han mejorado mucho. Caza de Montaña dice que son pruebas durísimas.Se celebran en agosto. La altitud entre 1800 y 2200 metros y la orografía escarpada, requiere perros muy dados al sacrificio y con mucha pasión para escalar las empinadas laderas. Dice que es lo más parecido a la caza de la becada aunque destaca la bondad de las pruebas de primavera, ya que éstas han aportado mucho a la raza.


Ritxar Ugarte. Y su compañero, nos informan de las experiencias con las becadas durante los 5 días que duró la estancia. El primer día, tiempo estupendo, pero poca becada. Localizaron una nada más empezar y pensaban en lo mejor, pero solo fue un espejismo. Localizaron 2 más y no pudieron los perros bloquearlas. El segundo día más de lo mismo. Pocas becadas y muy ariscas. Muchas huellas de otros animales, varias de osos y que a la hora de desplazarse les infundían respeto. Después cambiaron de lugar, a la zona de la costa y todo cambió a mejor. Bosque precioso, abetos y abidules con acequias para drenar el terreno. Bastantes becadas. Varias sin ser bloqueadas, pero los perros estaban constantemente en contacto con ellas. Circunstancia que destacan por la importancia para formar a los cachorros. Disfrutaron. Y sin mencionar número de capturas, si que trasmitieron la filosofía con la que debemos ir a la caza. Se trata de disfrutar más que la de matar. Buenas becadas, mucho peso y mucha fuerza. Viaje recomendable en términos de caza y también de turismo. Uno de ellos fue en coche con los perros y otro en avión.


14:30 Visita exposición y Comida en Restaurante El Refor.








Con la entrada nos regalaron una Buff (braga de cuello) de color bien visible pensando en la seguridad dentro del monte. Durante la comida, con los más cercanos no solo se habla de becadas, se tocan todos los temas que a cada uno cree poner en conversación. Ayer tuve el placer de escuchar a Iñaki de Andrés, apasionado pescador y deportista de competición, además de cazador de becadas. Te hace escuchar por la manera de transmitir su pasión y su experiencia en la confección de moscas y los efectos de sus variantes. También de perros con José Luis Anakabe y ya para diversificar el contenido del día, su hija Aiora, una joven amazona que le gusta montar a su Yegua pensando en las disciplinas de Raid. Carreras de Caballos de larga distancia, donde se conjuga la velocidad, la habilidad y resistencia tanto de la Amazona como del Caballo. A lo largo del recorrido hay controles para el caballo. Así que necesitan fortaleza física pero también psicológica de ambos para dosificar fuerzas. Ricas conversaciones en una gala de becaderos.
Buena comida y  Sorteos de regalos. Alegría añadida para los afortunados y en especial al agraciado con un nuevo viaje a Estonia.

Para terminar el día, quedamos en el Bar Mirandés para brindar porque nos veamos el próximo año, no sin antes presenciar la entrega del trofeo al cazador que ha presentado las tres becadas con más peso de todos los participantes durante toda la temporada de caza. El vencedor es: José Enrique Saratxaga, afijo Del Alto Humarán. Entrega el trofeo Carlos Urretxo, de Bar Mirandés. Enhorabuena.
Ahora toca despedirnos y la foto de grupo no debe faltar.

Para poder ver todas las fotos de la gala, haz clic en el siguiente enlace:
Fotos XI Gala Becaderos Amurrio 2015

Buenos deseos para todos y hasta la próxima.