domingo, 4 de mayo de 2008

Furia y su liebre



Ayer 5 de Mayo de 2008 salí con furia a dar un paseo, era muy tarde, las 21:15 , todavía se veía. La saqué del carro y nada más pisar el campo, enseguida quedó en muestra, muy firme, pensé que sería algún pájaro, pero su firmeza me hacía dudar y de repente rompió la muestra y corría como si algo hubiera salido. Ví como seguía un rastro por la linde de un sembrado, pero muy rápido, desapareció de mi vista y esperé a que viniera. Pasaron varios minutos y como no venía, decidí ir en su busca, ya casi no se veía, pero por donde desapareció Furia, venía hacia mi una LIEBRE, entonces divisé a Furia que llevaba su rastro. Así estuvo durante una hora.

Me marchaba hacia el coche, cuando ella seguía con el rastro y se marchó hacia las carrasquillas(zona cercana a su salida), la esperé bastante y como no aparecía me marché al coche, donde la esperé otros 15 minutos. Aunque no sea la pieza de caza que después buscará, no me importaba lo que estaba haciendo, es más, me gustaba porque demostró tenacidad, buena nariz, aficción y en el primer contacto, muestra.

Dicho lo anterior, buscó con arreglo al estardar de la raza, pero cuando tuvo que bajar la nariz, supo hacerlo, algo muy importante, para la caza con escopeta y en los terrenos que nos movemos.

Estoy muy contento con la evolución de Furia.

1 comentario:

  1. Gracias por unos comentarios que me hacen evadirme y relajarme momentaneamente de la realidad del trabajo, ansiando que llegue el momento de salir al monte con un buen perro como los tuyos y disfrutar al igual que tu de todas las alegrias que te dan y aprender de las decepciones que en ocasiones nos causan. Gracias por demostrar esa afición, cariño y pasión que se puede llegar a tener, en primer lugar por la caza en general y después por esta raza en especial. Yo puedo atestiguar por experiencia propia tu buen hacer para con todos los perros que pasan con tus manos, como Mora, aquella hembra de beagle, que me regalaste, compañera insustituible en mis jornadas que tanto me ha hecho disfurtar de nuestra pasión, insustituible al igual que tus perros en las anecdotas que relatas que con tanta ansia devoro. Espero que este año podamos disfrutar de una buena jornada de caza en la media veda en la que me enseñes parte de esa sabiduria y experiencia adquirida a lo largo de los años.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar